Como su nombre lo dice, una infección bacteriana se produce por causa de bacterias patógenas y una infección viral, es a causa de un virus, pero ¿Cuál es la diferencia entre una infección u otra?

Describamos primero las bacterias. Estas son microorganismos unicelulares que pueden vivir en diferentes ambientes, ya sea en el frio o en el calor extremo. La mayoría se alojan en el intestino realizando funciones esenciales como que ayudan a la digestión de los alimentos.

La mayoría de las bacterias son inofensivas, se estima que sólo el 1% de las bacterias que existen, pueden causar una enfermedad, las demás son inofensivas.

El problema es cuando entramos en contacto con alguna cepa bacteriana patógena o cuando una bacteria perteneciente a nuestra microbiota habitual de piel o mucosas invade otro lugar.

Algunas infecciones causadas por bacterias son: tuberculosis, faringitis, bronquitis, infecciones en vías urinarias, entre otras.

Y el tratamiento de base, como su nombre lo indica, suele ser el uso de antibióticos. Según la clasificación de las bacterias en grampositivas y gramnegativas se decide el antibiótico a utilizar. Sin embargo, el abuso de estos puede provocar más infecciones bacterianas, ya que crea resistencia en las bacterias.

Por otro lado, hablemos de los virus. Los virus son agentes infecciosos microscópicos, más pequeños que las bacterias, que se reproducen y multiplican únicamente a través de las células de otros organismos vivos, como las plantas, los animales y los humanos.

Normalmente los virus entran al organismo por las vías respiratorias y por la boca, pero también hay otras puertas de entrada como la picadura de un mosquito portador (vector), la piel, la sangre y las mucosas. Cuando un virus ingresa al organismo, invade algunas células dañándola, se multiplica. Los nuevos virus buscando células para alojarse y es así como la persona se enferma hasta que el cuerpo crea anticuerpos y defensas para combatirlo.

Las enfermedades que ocasionan los virus son infecciones como: resfriado común, varicela, herpes, SIDA, entre otras

El tratamiento debe ser el uso de antivirales, sin embargo, hay pocos medicamentos de este tipo, sin embargo, se han desarrollado vacunas que ayudan al cuerpo a desarrollar anticuerpos y defensas para atacar la enfermedad cuando se presente.

En la práctica, puede ser difícil determinar si la infección es causada por una bacteria o un virus. Por ejemplo, la presencia de diarrea puede ser ocasionada por cualquiera de las dos.

Como dato curioso, el 95% de las enfermedades respiratorias, como el resfriado común, son causados por virus, así que el uso de antibióticos no es útil, al contrario.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 1 =